Ir al contenido principal

SÍNDROME DE OVARIO POLIQUÍSTICO Y RESISTENCIA A LA INSULINA


   SOP Y RESISTENCIA A LA INSULINA
El síndrome del ovario poliquístico es mucho más común en mujeres con exceso de peso, diabetes de tipo 2, diabetes gestacional previa y otras consecuencias de la resistencia y el exceso de insulina. Esto también incluye la hipertensión y alteraciones del colesterol.
Muchas personas creen que el SOP está causado por la resistencia a la insulina y los altos niveles de insulina, como el resto de problemas enumerados anteriormente.
Se sabe que los cambios de hábitos que causan una bajada de peso pueden mejorar los síntomas del SOP, al igual que la metformina, medicamento que se usa para la diabetes de tipo 2.


Debido a la estrecha conexión con el exceso de peso, los altos niveles de insulina y otros problemas metabólicos, una dieta baja en carbohidratos es ideal para corregir el SOP. La dieta baja en carbohidratos es el único tratamiento que reduce los niveles de insulina de manera fiable y de forma constante, además de corregir los problemas metabólicos, entre los que está el síndrome del ovario poliquístico. Por eso, una dieta baja en carbohidratos debería ser esencial en cualquier tratamiento efectivo para el SOP.
De hecho, los limitados datos científicos existentes son muy prometedores.
  • En un pequeño estudio de 2005 se hizo un seguimiento a 11 mujeres con SOP mientras seguían una cetogénica durante seis meses. Las 5 mujeres que completaron el estudio tuvieron una gran mejora en su peso, estado hormonal y en la cantidad percibida de vello corporal. Dos de ellas se quedaron embarazadas a pesar de tener problemas previos de infertilidad.
  • Un estudio de 2013 indica que incluso una reducción muy moderada de carbohidratos (del 55 al 41 por ciento de la energía) puede provocar mejoras significativas en el peso, hormonas y factores de riesgo para las mujeres con SOP.

  • Finalmente, un examen hecho en 2017 de estudios pertinentes descubrió que las dietas bajas en carbohidratos tienden a “reducir los niveles de insulina circulante, mejorar el desequilibrio hormonal y reanudar la ovulación, mejorando las tasas de embarazo”.

Más allá de los datos científicos citados anteriormente, la experiencia clínica de los médicos que la usan confirma que la alimentación baja en carbohidratos es un tratamiento efectivo para el síndrome del ovario poliquístico.

 Corregir el SOP y quedarte 

embarazada

Hay muchísimos casos de mujeres que consiguen corregir los síntomas del SOP, e incluso de repente se quedan embarazadas después de empezar a comer bajo en carbohidratos. A veces puede parecer un milagro. Aunque, por supuesto, no es ese tipo de milagro, por lo que para quedarse embarazada hace falta una pareja, incluso siguiendo una alimentación baja en carbohidratos.
Esto es simplemente biología. Seguir una dieta baja en carbohidratos puede reducir la insulina y corregir la resistencia a ella en personas con SOP, lo que ayuda a equilibrar el sistema hormonal. Esto permite ovular y tener un ciclo menstrual normal, a la vez que reduce o elimina otros síntomas.
"Reducir los carbohidratos a menos de 20 gramos totales y aumentar la grasa al 75 por ciento de la dieta restaura rápidamente los períodos, aumenta la fertilidad y mejora en gran medida los síntomas angustiantes como el acné y el aumento de peso",

La resistencia a la insulina y la intolerancia a la glucosa mejoran

A pesar de su nombre, los ovarios quísticos no se encuentran en todas las mujeres. Pero casi todas las mujeres con la afección, ya sean delgadas u obesas, muestran una mayor resistencia a la insulina y una intolerancia a la glucosa que las mujeres sin la afección.
"Es la insulina la que realmente impulsa todo el proceso"
"Y la liberación de insulina es causada por los carbohidratos". De hecho, se está debatiendo que el nombre debería cambiarse a "trastorno metabólico reproductivo".

La dieta cetogénica y la infertilidad. Lo que nos cuenta la ciencia y los expertos sobre este asunto.

La insulina, una hormona importante que ayuda a transportar la glucosa a la sangre y transportarla a las células.
Cuando la insulina es elevada de forma crónica, debido principalmente a un consumo excesivo de carbohidratos, puede conducir a un trastorno conocido como resistencia a la insulina.
Se recomienda reducir considerablemente la ingesta de carbohidratos

Diagnóstico y tratamiento

El examen que permite detectar la resistencia a la insulina es la curva de la insulina, que consiste en la extracción de tres muestras de sangre, a los 30, 60 y 120 minutos después de una carga de glucosa oral de 75 grs. para evaluar el comportamiento de la hormona y determinar si la persona presenta o no esta condición.
En mi caso me la pidió el endocrino y me dió intolerancia .
La resistencia a la insulina es una respuesta insuficiente de los tejidos del organismo ante esta hormona, cuya función principal es controlar los niveles de glucosa en la sangre. Tener la insulina alta o resistencia a la insulina no es lo mismo que tener diabetes, sin embargo, es una posible causa de dicha enfermedad
La resistencia a la insulina afecta la ovulación, fecundación e implantación del embrión, por lo que puede ocasionar abortos en el primer trimestre del embarazo e infertilidad
Los medicamentos para la resistencia a la insulina que se usan con mayor frecuencia son metformina y glitazonas, que pueden ser sumamente efectivos si se acompañan de un esquema de ejercicios y dieta, ya que cuando las mujeres adelgazan la resistencia a la insulina suele corregirse y se restablece la fertilidad

¿Qué es la resistencia a la insulina?

La resistencia a la insulina es una respuesta insuficiente de los tejidos del organismo ante esta hormona, cuya función principal es controlar los niveles de glucosa en la sangre. En los pacientes con esta enfermedad es común que la insulina aumente para compensar la resistencia. Esto es bueno porque permite mantener normales los niveles de azúcar, sin embargo, el exceso de insulina causa problemas en otros tejidos.
La resistencia a la insulina afecta la ovulación, fecundación e implantación del embrión, por lo que puede ocasionar abortos en el primer trimestre del embarazo e infertilidad.
Es importante señalar que tener la insulina alta o resistencia a la insulina no es lo mismo que tener diabetes, sin embargo, es una posible causa de dicha enfermedad.
Los niveles elevados de insulina en la sangre son característicos del síndrome de ovarios poliquísticos debido a que, en exceso, esta hormona puede provocar una sobre estimulación de los ovarios e inducirlos a que produzcan una mayor cantidad de andrógenos u hormonas masculinas, lo cual impide la ovulación.

Principales síntomas de 

la resistencia a la insulina

Los síntomas de la resistencia a la insulina o insulina alta son:
  • Cansancio
  • Depresión
  • Ganas irresistibles de comer dulces en las tardes
  • Crecimiento no deseado de vello en algunas zonas de la cara y el abdomen
  • Acné
  • Aumento de pigmentación en la piel de las axilas y el cuello
  • Obesidad
Asimismo, la resistencia a la insulina está asociada a niveles altos de colesterol, diabetes, aumento de la tensión arterial y a un mayor riesgo de desarrollar enfermedades cardiovasculares.

Causas de la resistencia a la insulina

Las causas de la resistencia a la insulina no se conocen con exactitud, sin embargo, sabemos que puede ser provocada por:
  • Obesidad
  • Anomalías genéticas
  • Anticuerpos contra los receptores de esta hormona
  • Medicamentos como la cortisona, que antagonizan el efecto de la insulina
  • Síndrome de ovarios poliquísticos
Asimismo, existe una estrecha relación entre la resistencia a la insulina y el metabolismo de las grasas, en particular de la grasa abdominal. Las personas con tendencia a acumular grasa abdominal también pueden tener resistencia a la insulina y empeorar la enfermedad al comer azúcar y carbohidratos en exceso y no hacer ejercicio.

Tratamientos para lograr el embarazo cuando se es resistente a la insulina

Los medicamentos para la resistencia a la insulina que se usan con mayor frecuencia son metformina y glitazonas, que pueden ser sumamente efectivos si se acompañan de un esquema de ejercicios y dieta, ya que cuando las mujeres adelgazan la resistencia a la insulina suele corregirse y se da una rápida mejoría de todos los síntomas: disminuye el acné, las menstruaciones vuelven a ser regulares y tanto la ovulación como la calidad de los óvulos, la fecundación y las probabilidades de implantación del embrión en el útero mejoran en forma significativa, lo que reduce la probabilidad de aborto espontáneo.
Las mujeres que padecen de resistencia a la insulina no deben ingerir harinas ni dulces después del mediodía. Esto es muy importante pues la insulina funciona muy mal al acercarse la noche y, en respuesta a las harinas, se eleva mucho más que en las mañanas. Al no consumir carbohidratos ni azucares a partir del mediodía, la insulina deja de elevarse y, por tanto, no afecta el sistema reproductivo de la mujer y no interfiere con el embarazo.
Por otra parte y dado que la fertilidad de la mujer disminuye drásticamente con la edad, es recomendable que las mujeres mayores de 35 años consideren la fertilización in vitro (FIV), que ofrece altísimas tasas de éxito gracias a que hace posible fecundar el óvulo en un laboratorio para después colocar los mejores embriones en el útero de la mujer.
Adicional a este examen existen algunos signos que indican esta patología, entre ellos pueden aparecer manchas oscuras en el cuello, en los pliegues de los codos y en las rodillas, también pueden aparecer pequeños lunares de carne que normalmente salen alrededor del cuello”
 Numerosos estudios muestran que adoptar la dieta cetogénica baja en carbohidratos mejora la sensibilidad a la insulina y la intolerancia a la glucosa entre las personas con SOP
Frutas y verduras: Son ricas en vitaminas, fibra, minerales y antioxidantes. Imprescindible su consumo para llevar a cabo una alimentación saludable y equilibrada. Poseen una densidad calórica muy baja además de un gran efecto saciante por lo que son unas buenas aliadas para perder peso.
  • Frutas: Las frutas tienen un IG muy variable pudiendo ser alto-medio-bajo. Aquellas que se comen con piel (fresas, arándanos, cerezas) tienden a tener un IG más bajo que las que se comen sin piel (sandía, piña, mango, etc). No por ello hay que evitar el consumo de estas frutasSi se recomienda evitar el consumo de frutas deshidratadas, frutas en almíbar y zumos de frutas sean envasados o naturales.
  • Verduras: Podemos clasificarlas según su contenido en almidón. Las verduras con almidón (calabaza, guisantes, zanahoria) tienen un IG más alto por lo que pueden elevar más la glucosa en sangre que las que no lo contienen (vegetales de hoja verde, pimientos, calabacín, pimientos, etc.)
Resolviendo dudas: ¿Se puede sustituir la pieza de fruta por un zumo? No. ¿Y si es natural? Tampoco.
Un zumo no equivale a una ración de fruta por muy natural que sea. Cuando procesamos una fruta (cortamos, pelamos, exprimimos, etc) se pierden aproximadamente el 50% de vitaminas y minerales por el camino además de la fibra.
La fruta contiene azúcar naturalmente presente pero también está compuesta de otro nutrientes que le otorgan numerosos beneficios a nuestra salud si la consumimos en su versión entera. Si la tomamos en forma de zumo, al no contener ni pulpa ni  fibra, eleva los niveles de glucosa más rápidamente en sangre por lo que desperdiciamos y desaprovechamos esas ventajas.
Otro punto a tener en cuenta es la sensación de saciedad que nos producen unas y otras. Al tener que masticar la fruta entera nos proporciona mayor saciedad que no la ingesta de zumo que se absorbe y digiere rápidamente.
Por lo tanto se puede afirmar que siempre hay que priorizar el consumo de fruta entera y si es de temporada mejor.

  • Legumbres: Son ricas en fibra y poseen un IG bajo además de proporcionar saciedad y relacionarse con la pérdida de peso. En varios estudios se ha visto que su consumo habitual (mínimo 2-3 veces/semana) puede ayudar a aumentar los niveles de la proteína transportadora SHBG (hormonas sexuales) lo que ayudaría a reducir los niveles de testosterona libre en sangre. Son muy versátiles y las podemos incorporar en diferentes preparaciones.
  • Proteína: Generalmente las proteínas no elevan los niveles de insulina como los hidratos de carbono. Son saciantes, por lo que su consumo se asocia a la pérdida de peso y grasa además de estabilizar los niveles de azúcar en sangre. Podemos encontrarla en alimentos de origen animal y vegetal (legumbres, frutos secos, tofu…). No hay una ingesta proteica estándar. Su recomendación debe ser personalizada ya que varía en función de la intensidad y tipo de deporte que se practique entre otros factores. Aunque no se pueda estandarizar,  se ha visto en varios estudios que consumir alrededor de 1,8-2g/kg/día de proteína tiene efectos positivos sobre la pérdida de peso.
  • Grasas saludables: Las grasas omega-3 son esenciales ya que mejoran tanto la sensibilidad a la insulina como los niveles de colesterol sanguíneos. Asimismo, algunas mujeres con SOP pueden tener los niveles de prolactina (hormona producida por la hipófisis) muy elevados dando lugar a alteraciones del ciclo menstrual (anovulación) y posibles problemas de fertilidad. Es fundamental incorporar el consumo de grasas saludables para elevar los niveles colesterol HDL, necesario para una óptima producción hormonal (todas las hormonas sexuales derivan del colesterol). Podemos encontrarlas de forma natural en los frutos secos, semillas, yema del huevo, aguacate o en el aceite de oliva virgen extra.

Alimentos no recomendados 

  • Hidratos de carbono simples: Elevan rápidamente la glucemia en sangre incrementando la resistencia a la insulina y el peso corporal. Podemos encontrarlos en productos ultraprocesados tales como bollería, cereales azucarados, chocolate, helados, productos de pastelería, dulces, refrescos o sin ir más lejos en el propio azúcar.
  • Hidratos de carbono refinados: Son carbohidratos de poco valor nutricional. No aportan muchos nutrientes más allá del almidón. Al refinarlos, se pierden grandes cantidades de micronutrientes además de la fibra, por lo que los convierte en alimentos poco interesantes. Al igual que los carbohidratos simples, elevan la glucemia en sangre pero no tan rápidamente. Se requiere de mayor energía para procesarlos. El pan/pasta/arroz blanco y cereales azucarados serían un ejemplo de hidratos de carbono simples.
  • Bollería: Es rica en azúcares añadidos, grasas saturadas y/o trans y harinas refinadas. Posee un IG alto empeorando la resistencia a la insulina y un perfil calórico muy elevado siendo especialmente contraproducente su consumo en mujeres que padecen SOP. Son ejemplos los dulces, galletas y productos de pastelería.
  • Zumos de frutas: Como he comentado en el apartado anterior no sacian, se digieren fácilmente elevando de forma rápida la glucemia y apenas contienen vitaminas. Es mejor optar por la pieza de fruta entera y reducir su versión en zumos sean o no naturales.
  • Lácteos: Respecto a su consumo hay bastante polémica y discusión. Si que hay evidencias de que la leche, en particular la desnatada, puede contribuir al aumento de andrógenos empeorando el acné y el hirsutismo. Esta asociación no se encuentra con los lácteos fermentados ya que generan una menor activación de la IGF-1. Como conclusión, aconsejo limitar el consumo de leche y potenciar el de lácteos fermentados (kéfir) o bebidas vegetales sin azúcares añadidos.
  • Refrescos y alcohol. Elevan la glucemia en sangre, empeoran la resistencia a la insulina y su consumo perjudica gravemente nuestra salud.
qué comer para ovarios poliquísticos

Vitaminas a tener en cuenta

  • Inositol: Es una sustancia perteneciente a las vitaminas del grupo B y otorga numerosos beneficios: ayuda a regular los ciclos hormonales (reducen los niveles de testosterona libre y aumentan los de LH), mejora el hirsutismo y acné e interviene en el metabolismo del azúcar y las grasas favoreciendo la pérdida de peso. Se ha visto que la ingesta de 3-4g de inositol al día aumenta la sensibilidad a la insulina y mejora la ovulación. También podemos encontrarlo de forma natural en los alimentos: Frutas cítricas, legumbres, frutos secos y algunos vegetales.
  • Ácido fólico: La suplementación de vitamina B9 puede ayudar a tratar la infertilidad ovulatoria. Además, varios estudios han demostrado que la suplementación de vitamina B9 junto el inositol mejora significativamente la sintomatología de las mujeres y sus ciclos menstruales. Los vegetales como las hojas verdes, frutas y legumbres son ricos en esta vitamina.
  • Vitamina D: Una deficiencia de vitamina D se asocia a una mayor resistencia a la insulina y un aumento de peso. La exposición solar es el factor principal en la producción de calciferol (vitamina D3). También podemos encontrarla en alimentos como los lácteos, pescado azul y la yema de huevo.
CONSULTA A UN ENDOCRINO Y NUTRICIONISTA PARA QUE TE HAGA LOS ESTUDIOS SI CREES QUE PUEDES PADECER UNA DE ESTAS PATOLOGIAS.
*Disponemos de nutricionista +34 657 222787

Video explicativo aquí :
https://www.facebook.com/100012940592535/videos/968458300262181/


















Comentarios

Entradas populares de este blog

MI DIARIO PERSONAL DE REPRODUCCIÓN ASISTIDA

MI DIARIO PERSONAL DE REPRODUCCIÓN ASISTIDA   El diario , una libreta donde solíamos escribir de pequeñas para explicar que nos hemos enfadado con nuestros padres, hermanos y amigos. Un libro donde explicas tu primer amor ,  primer beso y que tienes que esconder para que nadie descubra tus secretos más íntimos . Pues bien , no se porque decidí ponerme a escribir todo el proceso que iba a vivir , lo que sí pensé es que a mi futuro hijo le encantaría saber lo deseado que fue y de donde vino. Ahora lo comparto con vosotras con la esperanza de poderos ayudar ,aquí iré relatando mi historia en mi tiempo libre ; no soy escritora , no soy perfecta ni tengo experiencia en relatos , simplemente es mi diario . Espero y os animo a tener  uno propio , es como una terapia , va genial para desahogarse y además vais a tener un bonito recuerdo. En mi diario de reproducción asistida , vais a ver  diferentes tratamientos ,distintas clínicas y pruebas a las que me e sometido , espero que os ayu

LA PROGESTERONA ANTES DE TRANSFERIR UN EMBRIÓN

La progesterona es una hormona, producida por los ovarios que tienen un papel muy importante en el proceso del embarazo, siendo responsable por regular el ciclo menstrual de la mujer y preparar el útero para recibir el óvulo fertilizado, evitando que sea expulsado por el cuerpo. Normalmente, los niveles de progesterona aumentan después de la ovulación y se mantienen altos en caso que exista un embarazo, para que el cuerpo mantenga las paredes uterinas desarrollándose y no se produzca un aborto. Sin embargo, en caso que no exista embarazo, los ovarios dejan de producir progesterona y, por esto, el revestimiento del útero es destruido y eliminado naturalmente a través de la menstruación. Así que la disminución de los niveles normales de esta hormona pueden resultar en problemas de fertilidad, en la mujer que está intentando quedar embarazada, o consecuencias graves como embarazo ectópico o aborto en la mujer embarazada Cuándo es necesario el examen de progesterona El exa

TEST ERA , ALICE Y EMMA

TEST EMMA , ALICE Y ERA      Hola queridas , en mi diario os hablo de estos test en mi caso salieron bien excepto el emma un poco alterado , aquí os detallo para que sirven , por si os pueden ayudar en vuestra búsqueda guerreras . ¿Qué es esta prueba? EMMA (Endometrial Microbiome Metagenomic Analysis) determina si el entorno microbiano del útero es óptimo para la transferencia de embriones. EMMA ofrece una visión completa de las bacterias endometriales, incluidas las bacterias patógenas que causan endometritis crónica y que pueden investigarse de forma específica con ALICE.  ¿En qué casos está indicado EMMA? Se ha demostrado el impacto del microbioma endometrial en pacientes con fallo de implantación recurrente (FIR) (Moreno et al. 2016). Sin embargo, EMMA puede ser beneficioso para cualquier mujer que desee ser madre, ya que analiza el entorno microbiológico que encontrará el embrión en el momento de la implantación.  ¿Cómo debe prepararse a la paciente para la toma de una b